Guardián y verdugo

En un marco histórico sumido en el Apartheid y la segregación racial, la película está basada en el suceso que ocurrió en 1987 en Pretoria, cuando Leon Labuchagne, un guardia de 17 años de edad de una prisión acribilló a disparos a siete personas.